17 ene. 2015

COLAS GENERAN DESEQUILIBRIOS EMOCIONALES





 La coyuntura actual en Venezuela donde las extensas colas provocadas por el desabastecimiento originado por la cadena de distribución y comercialización de productos básicos genera una cantidad de emociones negativas en la población, parte de la guerra económica y psicológica que vivimos actualmente, ante esto algunos medios están trabajando para ofrecer artículos que permitan explicar estas vivencias, nuestro colega Fernando Giuliani, fue consultado por el diario Ultimas Noticias.

Entre las manifestaciones psicológicas más notorias prevalece la ansiedad, que se manifiesta cuando una persona acude a un supermercado a comprar una cosa y termina llevándose otros productos que no necesita

“Darle poder a una situación y multiplicar rumores son aspectos que pueden desequilibrar la estabilidad emocional de un individuo”, afirmó Fernando Giuliani, psicólogo social y catedrático de la Universidad Central de Venezuela, al consultársele sobre el comportamiento de las personas que a diario hacen colas en las afueras de los establecimientos comerciales

Giuliani aseguró que se trata de “un contagio masivo de emociones negativas” que recargan el pensamiento de una persona y, como resultado, el individuo puede presentar cambios de humor.

“Actualmente, se está presentando un factor común en personas que hacen colas a diario para abastecer su hogar con productos de primera necesidad, su malestar es compartido y se alimenta del malestar de otros al igual que su enojo, necesidad, estrés y frustración por no conseguir lo que se anhela”, aseveró refiriéndose al abastecimiento de alimentos de la cesta básica.

Conducta exagerada. Entre las manifestaciones psicológicas más notorias prevalece la ansiedad, que -de acuerdo con Giuliani- se manifiesta cuando una persona acude a un supermercado a comprar una cosa y termina llevándose otros productos que no necesita.

“El eco de rumores con una ansiedad a cuestas genera angustia y se crea en el ambiente un clima de incertidumbre, con la afirmación ‘hay que comprar porque no sabemos si mañana desaparecerá ese producto’ eso es lo que está pasando”, dijo.

Responsabilidad mediática. A juicio del especialista, existe una manipulación mediática que permite incrementar las conductas descritas.

“La gente espera una respuesta positiva acompañada de una solución real, inmediata y definitiva ante las compras exasperadas que a diario presenciamos. Por el contrario, esos mensajes que llaman a permanecer en los supermercados o que un vecino avisó sobre la existencia de un producto, son el resultado de las crisis emocionales que algunos venezolanos podrían estar presentando y que debemos hacer un frente contra eso”, explicó.

Los sentimientos de angustia, incertidumbre y ansiedad pueden desencadenar un estado de vulnerabilidad o altísima indefensión ante otras situaciones de verdadera preponderancia en la vida de una persona.

El especialista recomendó evitar que esos trastornos desequilibren las emociones: “No desestimó que no sea necesario comprar; pero hay que medir hasta cuándo”.

Consejo del especialista
“Cuando vivimos una emoción negativa, nuestra atención se mueve automáticamente hacia pensamientos que mantienen esa emoción activa o que la hacen crecer. El objetivo es evitar que, cuando se dispara una emoción negativa, nos arrastre y la expresemos copiando la misma conducta de los demás”, afirmó el psicólogo social Fernando Giuliani.


Artículo realizado por Rosibel C. González
Foto: Manuel Corro
Últimas Noticias
17 /01/2015

3 comentarios:

  1. Aportes como el del colega Fernando Giuliani , dirigido en forma accesible al ciudadano común, víctima de la inducida crisis psicosocial por temor al desabastecimiento, proporcionan elementos de comprensión esenciales en la tarea de trascender el hecho traumático de evitar que la población continue siendo receptor pasivo de la manipulación mediática.

    ResponderEliminar
  2. Fe de erratas: trascender el hecho traumático y evitar que la población continue siendo receptor pasivo de la manipulación mediática.

    ResponderEliminar
  3. Nuestra tarea revolucionaria y compromiso profesional, es seguir sembrando verdad y comprensión por todos los medios s nuestro alcance.

    ResponderEliminar