25/6/2014

¿Y QUE ESPERÁBAMOS?

Quejas. El caso de un psicoanalista porque sus analizantes van a su consultorio a quejarse. Una profesional de la oncología porque el 99% de sus pacientes tiene algún cáncer en desarrollo. Un médico otorrinolaringólogo porque debe ver narices y gargantas todos los días. Una arquitecta o arquitecto que tiene que diseñar bocetos para sus clientes. Si usted conoce a alguna persona con alguna situación similar, con quejas reiterativas de ese tipo, cabe la pregunta ¿Qué espera encontrarse un psicoanalista, arquitecta, oncólogo, otorrino en sus prácticas cotidianas? 

En la cotidianidad de quiénes hemos elegido la construcción del Socialismo son inevitables las contradicciones, tensiones, problemas, corrupción moral e intelectual, indolencia, justificaciones, traslado de responsabilidades, desmotivación, pesimismo… Si estamos cansados, aturdidos, dudosos cada vez que en nuestras caras vivimos estas situaciones, cabe la pregunta ¿Y qué esperábamos? ¿Encontrar disponibles los cargos, los proyectos, las iniciativas solamente esperando de nuestra probidad y buena voluntad para producir fluidamente los productos y resultados previstos teóricamente? La mayor negación al proyecto político socialista es evaluarlo con los mismos conceptos, indicadores y síntomas del capitalismo: fragmentación del ser humano, adebacle de angustias, división del trabajo, el malestar perenne por la incertidumbre… Viendo estas cosas pudiéramos decir que el socialismo es inviable. Pero allí lo que está expresándose es el capitalismo. 

Ante esas situaciones estamos viviendo lo que hay que vivir para dar lugar a algo nuevo. Y tal pretensión, es una osadía a contracorriente de la hegemonía del discurso capitalista que no puede estar al margen de las contradicciones, tensiones y malestares. No sólo las de los demás, sino las propias. Las que nos muestran como sujetos, a veces como objetos, del capitalismo. Si, ese sistema del que aun sin quererlo o elegirlo conscientemente, sabemos bastante porque toda nuestra socialización ha sido en capitalismo. Pero cuando ya nos hemos dado cuenta que ese sistema, es el responsable de la miseria, el hambre, la mercantilización hasta de las semillas, entonces, ya no hay marcha atrás. Eso que no tiene revés es la fortaleza que hay que cuidar y alimentar. Sin dudarlo.

Es más fácil descansar la construcción del socialismo en el Presidente Nicolás Maduro y en cuanto ministro veamos. Ellos tienes sus responsabilidades y sus decisiones son relevantes. Pero en el día a día, lo que no hemos hecho, lo que no resistimos de las realidades, habla más de un tránsito personal y colectivo, la subjetivación de la posición política, no ante un partido, sino ante la vida. La queja como lógica, el pesimismo como tonalidad y corporalidad y la criticadera como ejercicio intelectual en las conversaciones, no expresan a un socialista preocupado, crítico; sino a alguien aturdido por los síntomas propios del capitalismo. Un sistema cuyo discurso ha prometido el progreso y la evolución del ser humano, sin decirnos, que si lo hace pero solo para algunos, unos pocos seres humanos, a costas de todos los demás. Construir un lazo social con lógicas distintas al capital es el reto. De eso saben mucho más los Movimientos Sociales, sustentados en una lógica de Lo Común, que los que estamos desde la academia, instituciones públicas, alcaldías, gobernaciones y otras instancias que son brazos, piernas y cuerpo del capitalismo. Podemos aprender de ese saber, ilocalizable en disciplina alguna. Construir una especie de arte anímico de la vida cotidiana que pueda acompañar la puesta en práctica de nuestros modelos teóricos con lo que eso significa a nivel personal, familiar, comunitario y laboral. Más nos vale, ir consumando la caída de los ideales, para dar lugar a las realidades, vivirlas, pensarlas y poder hacer con ellas, cara a cara, como podamos, con disciplina y rigurosidad anímica. Jamás en solitario, siempre en colectivo. Esa es la fuerza que pone a temblar los cimientos capitalistas. 

Irene Faría
Psicóloga Social

21/6/2014

LECCIONES DEL 2014….POR AHORA



Desde que comenzó el año las y los venezolanos nos hemos sometidos a nuevas experiencias, nuevas en formas, en acciones, en respuestas, en sentimientos, en sorpresas, en capacidades, en estilos, en todo.
Quizás estamos experimentando una nueva cultura sin darnos cuenta, comenzamos con un llamado a la violencia que desestimamos la mayoría de las personas de buena voluntad en este país, pacifico, solidario, amable, tranquilo, alegre y valiente, pues esa violencia nos sorprendió nos mostró el odio, la sin razón, lo absurdo de acciones que a todas luces eran violentas y descaradamente destructivas, sin embargo las llamaban pacificas, creo que comenzamos a entender otro lenguaje, se cometieron acciones atroces, se violentaron pre escolares, niños pequeños,  ¡ni en los momentos de una guerra armada eso ocurre!, es decir nuevas formas de expresar la rabia con inocentes, echaron aceite, tachuelas, bombas, alambres para decapitar y los autores no se conmovían, los testigos tampoco, bueno a veces sí…
La guerra económica hizo que surgieran de nuevo todos los sentimientos de la guerra psicológica, desaliento, desesperación, desconsuelo, incertidumbre, pero también que la creatividad renaciera de las tinieblas, comenzamos a inventar recetas, y formas de limpiar… pero lo mejor, sin querer los dueños de las empresas que nos someten a la ausencia de los productos que estamos acostumbrados, los venezolanos comenzaron a hacer cosas increíbles, porque gracias a la ausencia de productos que culturalmente consumíamos comenzamos a cambiarlos, ejemplo de ello la pasta dental “Colgate” conocimos la pasta dental “oral b” y se descubre que es mejor, más sabrosa, da menos sed, es decir ahora no se  compra por marca sino por necesidad, la harina de maíz es el mejor de los ejemplos, ya la harina pan dejó su reinato, se conocen muchas marcas y hay mejores que la ya citada de las empresas polar. Eso es un golpe al consumismo y al monopolio y por supuesto al capital. La forma de comprar también cambia antes se comparaba  gaveras de cerveza , ahora les da por no vender sino al detal, así es que ahora como cuesta más, se puede tomar menos y gastar menos, eso es otro golpe al consumo.
Otro aspecto positivo de esta guerra , se  retoman las galletas hechas en casa, como siempre las que se aprenden  de las abuelas, de las madres y que se enseñaron con placer y se trasmiten de generación a generación, a los hijos e hijas y amigas, hecho que hace   juntarse, acercarse, en acciones y gustos más sabrosos y amorosos. Los dueños de las empresas y los políticos despiadados e indolentes nos quieren desesperar pero podemos darle la vuelta y gozarse la jugada, con la convicción de que no nos derrotarán.
En mi experiencia,   cada vez entiendo más lo que es el Socialismo y cada vez estoy más consciente que es  "Socialismo  o Barbarie", esta vez no en un texto, no en un discurso, sino en la práctica, en vivencias, porque la indolencia, el descaro, las rabias, que no son otra cosa que los demonios sueltos, son la expresión más franca del capitalismo, con sus valores que los sustentan.
Mucho aprendizaje en lo que va de año,  aprendí que somos frágiles pero valientes, perseverantes y resistentes como pueblo, eso se traduce en conciencia política y social, en convicciones firmes. Aprendí que la cultura gringa está muy, muy presente y que parte de la población es verdaderamente esclava del imperio sin darse cuenta, que hay muchas personas que creen que ser felices es tener el papel higiénico que les gusta, o el desodorante de una marca,  que sin esos productos se sienten infelices, fracasados y desesperados, (si trabajaran en la Procter & Gamble serian muy felices, sueño de vida pues) sólo con tener productos de consumo diario son felices y están en paz, sus pesadillas son no tenerlos y sueñan con viajar a otros países a comprar jabón, papel  higiénico y sonreír tomándose fotos para mostrar  que ellos si pueden tenerlos, en su poder individual y de clase social pudiente, su felicidad es tan simple sólo eso los hace fuertes. En sus fantasías quieren vivir en otro país donde puedan siempre tener esos productos, con eso les basta para ser felices y estar en paz, no importa que  no tengan a sus seres queridos, sus estudios, su música, sus paisajes, sus frutas, sus panas, sus costumbres, sus metas, su vida, o peor sus metas se terminan limitandose a las galletas, harinas y vainas que compran sin colas porque sólo ellos pueden comprarlas.
También aprendí que por  esa ilusoria felicidad venden hasta su madre, y que además creen que el pueblo entero piensa así, creen que es mejor irse al fin del mundo, pasar por cuatro estaciones, otro idioma, otras costumbres pero teniendo el papel higiénico de la marca que quieren, y lo que quieren comprar al costo de lo que sea, hasta de su madre.
Aprendí que esas personas jamás entenderán el significado de la palabra Patria, que jamás amaron, ni amarán a Bolívar o a Sucre o a nadie, que su historia se basa en programas de televisión y anacronismos, aprendí que les duele la abdicación del rey de España pero no la muerte de un motorizado decapitado por unos salvajes irracionales, psicópatas que desconectados de los sentimientos prefieren creer que la culpa fue del motorizado y no de ellos.
Aprendí que hay venezolanos y venezolanas que no les importa el sufrimiento de  nadie, que si alguien muere porque cierran una calle es entendible porque son los costos sociales, que si muere porque no venden un medicamento tampoco importa, si entran a un preescolar y provocan ataques de pánico se sienten valientes y héroes, son insensibles al dolor humano porque como en la televisión gringa el fin justifica los medios, siempre y cuando ellos no sean el fin,
Aprendí que el absurdo no tiene límites, que hay miles de realidades y que los paradigmas se resquebrajan cuando tratamos de explicar, desde la psicología, lo que pasa en este país donde lo desordenan, lo desabastecen, lo gritan, lo ofenden, lo maltratan, difunden las peores emociones, sentimientos, pensamientos y después la culpa es de Nicolás.(del otro pues)
Aprendo que amo este país más que nunca y que por él, por su historia, por sus valores y por verlo próspero, grande, independiente y soberano podemos dar la vida millones de personas no sólo los nacidos en esta tierra, porque entendimos que lo mejor que tenemos somos nosotros mismos, organizados y juntos, porque nadie podrá jamás con el poder popular a pesar de todo lo que quieran hacer los dueños de los medios de producción que siguen estando en manos de los capitalistas, los oligarcas y que ellos seguro jamás dejan de tener ninguno de sus productos y no hacen ningún esfuerzo  por tenerlos.
Aprendo día a día que tenemos Patria y que pase lo que pase la seguiremos teniendo, desde cada espacio laboral, cada espacio de vida hagamos lo mejor, demos lo mejor de  nosotros, hagamos lo que tengamos que hacer para impedir el saboteo, el avance de la revolución es indetenible, con la conciencia que estamos en una guerra, sin balas, sin aviones, sin bombas como las de siempre, sino con las psicológicas, las que afectan la paz, la tranquilidad, la seguridad y la certeza.  Si alguien duda de a dónde vamos, miren a su alrededor, más allá de lo que se ve, hay un pueblo que lucha, que crece, que es feliz y que ama su historia, su  identidad  que se siente orgulloso de ser venezolano y venezolana y que ese orgullo lo lleva con la cabeza en alto, que jamás se derrota y que como Bolívar y Chávez se crece en las dificultades.

Seguiremos venciendo, seguiremos teniendo patria.
Ovilia Suárez

HUGO CHÁVEZ LA INSPIRACIÓN DE UN NIÑO, EL AMOR HECHO MILLONES


¿Qué de mí?
De lo que fuiste
Lo que dejaste.
Cinco de marzo
Apágose el fulgor de tu vida.
Corazones rotos,
Sacudón de vidas.

¡Consternación! ¡Angustia!
Eran, son millones las Ilusiones enlazadas.
Revolución de Esperanzas
Bolívar había vuelto a desenfundar su espada. 
También yo, ayer niño, cifré esperanzas
Cómo no hacerlo.
Venezuela toda se trepó en el cabalgo de tu canto.

Día aquél
Tras tu caravana
Corrí con la sola pasión que abraza a un niño.
Era la carta de mi vida
Puño y letra, lágrimas caídas.
Solo pedí, Comandante amigo
Hacer lo que ya señalaba tú destino

Nación y Patria
Te has ido, pero has cumplido.
No hay pueblo huérfano.
Padre responsable,
Duro Trabajaste
Mucho sembraste,
¡Hoy segamos!

Estruendo de voces sollozan tu partida
La Patagonia,
El Cabo de Hornos,
El viejo continente
Inhóspitos confines de esta tierra
Donde quiera hubo lugar
Donde quiera palpitar,
Donde quiera existió un hambriento,
Tu mensaje FUE ALIENTO.

COMANDANTE AMIGO admiro tu grandeza,
Sorprendiste al mundo
Por tu bravura.
Con tú sinergia reuniste pueblos
Hermanasteis amistades allanadas por la insolencia del tío
Vestiste siempre de Arrojo y coraje
Para el rescate de oprimidos y olvidados. 
Desolados pueblos les preñaste de esperanzas
Han parido la confianza
Hoy te dan gracias.

Neruda dijo de Bolívar que volvía cada un siglo
Diremos de ti que nunca te fuiste.
No hubo destierro
No hubo tormento
Se te pagó con amor
No araste en el mar.
No le llores sultana del Ávila
No lamentes su partida
Su innata capacidad
Poseído de virtudes
Presagió su inevitable marcha
No pensó en agonías
Desterró el sufrir
Dedicóse a vivir.

Pueblo él te amó
Recordarán generaciones de este tiempo,
De otros siglos
Gobernante digno,
No por sus excesos
No por sus mazmorras
No dio cuartel
Contra la pobreza
Hecha hambre,
Hecha desdichados,
Hecha desterrados.

¡Qué desconsuelo!
La Venezuela que encontraste
Vivir como menesteroso,
Extraño en tu propia tierra.
Tu mi Venezuela
Pobres en una tierra preñada de riquezas
Yugo tiránico
Sometimiento
Amor fingido
Democracia mancillada  
Condenados,
Mi pobre país rico
Riquezas: ¿De quién para quién?
El derecho de saber

¡Qué glorias!
La Venezuela que dejaste
Acaso trescientos años no bastan, dijo aquel recordado majadero,
¿Acaso 40 años de ignominia no son suficientes?
Se preguntó este majadero de nuestro tiempo.
Hubo respuesta,
¿Quién espera?,
Cuando el rezar ya no basta.
Te hizo libre,
Quebrantó tu yugo,
 Te devolvió lo que nunca debiste perder.
Libertad, soberanía, dignidad y hambre
Hambre no de pan
Hambre de vivir,
Hambre construir

¡Vamos carajo!
A transitar con generosidad,
Estando emancipados,
Vivamos  en justicia su legado.
Tu majadero de nuestro tiempo,
Sosegando tu espíritu te hiciste terco,
Te hiciste incrédulo
La patria te premie y el cielo no te olvide

La poesía y el Canto
De Neruda, de Benedetti, de Alí
Penetraron en la piel de tu pueblo
Tus palabras llanto
Tu llanto  romance
Tu proeza se hizo poema,
El Samán de Güere fue testigo,
Tu poesía fueron obras
Tus obras la dignificación de un pueblo que dice: Hugo gracias por tanto. 
Autor: Jackson Galindo


27/5/2014

VENEZUELA ANTE EL DESPLIEGUE DE LA GUERRA PSICOLÓGICA



Por varios meses, día tras día, sin descanso en las grandes cadenas informativas la noticia central proviene de Venezuela. Más allá de la coyuntura económica que vive el país y de la disputa de poder en marcha, los calificativos de los creadores de opinión no faltan. ¿Guerra psicológica? ¿Cómo funciona esta? ¿Cuáles son sus características centrales y efectos? Aquí un acercamiento a esta realidad de tan malos recuerdos para la humanidad.
 
Poco se habla sobre las nuevas y sofisticadas armas de guerra de los Estados Unidos: estrategias de manipulación mental a gran escala, instalación del miedo en la cotidianidad de los habitantes escogidos como blanco de sus operaciones; siembra de sentimientos de odio, racismo, segregación y venganza entre habitantes de un mismo país; desestructuración intelectual mediante inoculación de imágenes que distorsionan la realidad; exacerbación de sentimientos justificadores de la crueldad y hasta la manipulación atroz de creencias espirituales a través de incitadores de la muerte física o simbólica de los que se consideran enemigos de la fe. Todo un arsenal que conjuga distintas técnicas y disciplinas del saber, que al ser implementadas ganan el nombre genérico de guerra psicológica (gps). Ante el ataque desestabilizador que enfrenta el gobierno venezolano resulta oportuna e importante profundizar en los aspectos psico-socio-antropológicos de este tipo de guerra, buscando ubicar sus elementos estructurales en cuanto forma de construcción ideológica; lo mismo que los aspectos potenciales para su enfrentamiento y desestructuración en tanto combate por la verdad histórica, la contra-manipulación y la resistencia organizada frente a los montajes pulsionales diseñados para la obediencia ciega y la sumisión.
La viuda negra: De acuerdo con la investigadora Eva Golinder (1), la fase más reciente de las operaciones de gps contra este país se remonta al año 2006, cuando despliegan desde Washington y Bogotá una estrategia abierta de señalamientos sobre la supuesta alianza de Hugo Chávez con las farc. En Colombia dicha campaña la asume cínicamente el expresidente Álvaro Uribe, sobre el cual pesa infinidad de acusaciones en torno a sus vínculos con la estructura paramilitar que ha convertido al país en una inmensa fosa común (2).
Esta es apenas la cabeza visible de la gran maraña de trampas psicológicas que busca captar mentes y corazones desprevenidos. Sobre todo, la voluntad de las clases medias que caen mágicamente en la telaraña de esta viuda negra, la cual no tendrá ningún reparo en luego sacrificarlas para dar seguimiento a su cruel plan de ruptura de los intentos de cambio social y económico en Venezuela. Un caso cercano puede verse en el intento de asesinato de Leopoldo López por parte de los mismos sectores que lo impulsaron a liderar los desmanes y la violencia que tomó cuerpo en algunas ciudades durante los pasados meses de febrero y marzo (3). Primero seducir para luego exterminar es uno de los principios del pensamiento psicológico allí impuestos, lo que incluye a los propios aliados necesarios de sacrificar, tal y como está demostrado a lo largo de la historia de la humanidad. Veamos la matriz de la gps desplegada contra Venezuela en su doble perspectiva de ataque imperialista a la mayor reserva de petróleo en el mundo; y a la vez las posibles respuestas –a la luz del derecho universal– para la defensa de la dignidad y soberanía de los pueblos. Gráficamente puede esquematizarse de la siguiente forma:
Cuerpo físico. En la gps contra el cuerpo físico de los venezolanos encontramos la generación masiva de terror a través de operaciones de guerra sucia que tienen como intención fundamental la construcción de un clima de miedo y sensación total de vulnerabilidad que obligue a pedir ayuda internacional, tal como lo demuestra las 41 personas muertas y más de seiscientos heridos desde febrero de 2014 hasta la fecha.(4) Para el despliegue de esta técnica de manipulación y control, tiene que ocasionarse muertos y heridos que deben ser atribuidos al Gobierno y exhibidos de forma espectacular en prensa, televisión y redes sociales. La estrategia busca producir dolor físico real en quienes son víctimas de los francotiradores, las guayas que decapitan a motociclistas, quemar a personas vivas en centros de salud y torturar mediante golpes a personas indefensas.
Cuerpo mental. Después del dolor físico atribuido al mandatario del país, tiene que venir la expresión de tristeza, fatalismo y rabia social que movilice a la población para el derrocamiento del gobierno legítimamente constituido. Dolor físico primero, tristeza social luego y rabia irracional finalmente son los aspectos potenciados desde la gps contra el gobierno venezolano. Un ejemplo de ello puede evidenciarse en la campaña internacional de María Corina Machado, mostrando imágenes distorsionadoras de la realidad las que, incluso, le merecieron el rechazo en ámbitos tan importantes como el Congreso brasileño, en donde la senadora Vanessa Grazziotin calificó su video de "montaje grotesco" (5).
Cuerpo inconsciente. En el nivel del cuerpo mental las operaciones psicológicas buscan la instalación de imágenes distorsionadas de la realidad en la estructura intelectual y afectiva de las personas. Esto logra concretarse por la acción continúa y repetitiva de los grandes medios de des-información que construyen un universo visual-auditivo para la aceptación pasiva de la mentira. Esta situación fue denunciada por la propia Defensora del Pueblo ante la ONU, como parte de una campaña mediática internacional de desprestigio contra Venezuela a través de la cual buscan "difamar a las instituciones públicas venezolanas, y así reflejar que se violan los derechos humanos de quienes protestan violentamente y propiciar la intervención extranjera en ese país(6). Desde la perspectiva de la Psicología de la Liberación, este fenómeno puede denominarse como una especie de esquizofrenia social inducida vía ocultamiento sistemático de la verdad e instalación de realidades paralelas, fantasiosas, detrás de las cuales habitan fantasmas, demonios y monstruos asesinos. La gps penetra la subjetividad por medio de imágenes y discursos altamente ideologizados que logran instalar en la psique y una vez allí adquieren vida propia, se auto-reproducen con el más leve contacto de nuevas imágenes y/o nuevos mensajes provenientes de la matriz mágica del encantamiento fascista que infantiliza a gran escala.
Tal infantilización y embrutecimiento puede evidenciarse claramente en los hechos del asedio y agresión a la embajada cubana en Venezuela en el año 2002 (Ver http://www.youtube.com/watch?v=WIliGGTn_Mc). Hombres y mujeres son inducidos de forma ciega a arremeter contra los vehículos de la misión diplomática utilizando las partes más frágiles de su cuerpo –como las manos– para destruir a golpes objetos claramente indestructibles con un simple golpe. La capacidad de raciocinio desaparece por completo para dar lugar al desborde emocional por medio de la imitación y el contagio psicosocial. La habilidad humana para pensar utilizando herramientas y anticipando consecuencias es sustituida por el instinto animal que se moviliza únicamente por la vía de la satisfacción de necesidades primarias. Por ello a la masa es conducida como ovejas al rebaño.
Cuerpo mágico. Lo anterior queda articulado de manera sincronizada con el campo del cuerpo mágico. Allí la gps tiene como función disparar una serie de dispositivos para la generación de un cierto encantamiento psico-socio-antropológico por medio del cual se apodera completamente de la voluntad de grandes grupos de seres humanos a nivel nacional e internacional. Como en las viejas épocas de fabulas y cuentos encantados, en la fase actual de la guerra contra Venezuela recurren a este antiguo método de gps mediante el cual logran crear una percepción social de la realidad totalmente falsa y acomodada a los intereses de poderosos grupos económicos, políticos y militares. En la conciencia mágica el ser humano tiene una cierta noción de lo que realmente sucede, pero es tal la efectividad del encantamiento que pierde por completo la capacidad de respuesta crítica frente a los hechos reales. Una forma concreta de ver cómo opera este nivel de la gps contra el gobierno bolivariano puede observarse en la manera cómo condujeron un gran número de personas a un enfrentamiento con los simpatizantes chavistas que defendían el mandato legítimo de Hugo Chávez ante al intento fallido del golpe de Estado en abril 2002, episodio conocido como la masacre del puente Llaguno. Es obligatorio estar encantado para no advertir el peligro de muerte al que le conducen pues en ese momento se hablaba de francotiradores disparando a ambos lados de la multitud. Es necesario estar "embobado" para no darse cuenta que quienes promovían la masacre entre hermanos desaparecieron de allí al mismo tiempo que propician los enfrentamientos (7).
El cuerpo mágico de la sociedad es uno de los más lesionados con la gps, técnicas con las cuales capturan y hechizan a grandes grupos humanos, llevándolos incluso a la muerte, la que puede ser física pero también psicológica y espiritual. Es decir, que no sólo se entrega la voluntad física de los seres humanos para su sacrificio, sino que entregan la voluntad psicológica y espiritual que establece los límites éticos y morales. Un ejemplo de ello es la forma como manejan las noticias por parte de la industria mediática establecida en países como Colombia. Pareciera que medios como NTN, Caracol y RCN entienden como único referente ético la distorsión total de la realidad de lo que sucede en el país vecino (8).
Cuerpo espiritual. En este plano puede constatarse una poderosa manipulación de las dimensiones más sagradas del ser humano hasta llevarlo –sin percatarse– a situaciones de atrocidad como el gusto o el placer por/con la barbarie, la muerte, la tortura y la desaparición del otro (9). La combinación estratégica de mitos espirituales y/o religiosos con símbolos patrióticos puede llevar a niveles de fanatismo en los que llega a transformarse el sentido formal de las creencias, reemplazadas sutilmente por otras cargadas de contenidos ideológicos imperceptibles para la persona creyente. Quizás resulte duro aceptar esto, pero muchas veces utilizan elementos tan sagrados como la eucaristía para incentivar a la guerra y el sacrificio de los propios hermanos.
Lo anterior puede evidenciarse en las misas ofrecidas por el sacerdote venezolano Pedro Freites en Bogotá (ver foto). En el pulpito coloca la bandera de Venezuela, en la cual aparecen sólo siete estrellas y no ocho como realmente está aprobada por la constitución bolivariana, pues la octava estrella fue una iniciativa de Hugo Chávez retomando un decreto del propio libertador Simón Bolívar de 1817 en el que decreta incorporar la octava estrella como un reconocimiento a la independencia de la provincia de Guayana.
Un aspecto aún más importante tiene que ver con la entonación del himno de Venezuela en el momento de la consagración. Allí concreta esa combinación perversa de simbología religiosa y nacionalista con la que crean fantasmas diabólicos a los que el deber cristiano llama a combatir: "Nosotros tenemos que estar claros que necesitamos una estructura democrática contra un régimen dictatorial y no hemos logrado obtener la luz [...] este evangelio de San Pablo me cae como anillo al dedo, al final nos dice, despierta tú que duermes, levántate y ve la luz y no hemos logrado la luz"(10). La luz aparece como símbolo mesiánico de la salvación y como deber moral a seguir. En palabras de Hinkelammert, "El imperio sólo advierte maldades en los otros, acciones diabólicas, y por eso entiende su propia política como un gran exorcismo"(11). La manipulación de la espiritualidad y la religiosidad de los pueblos es una de las formas más certeras de las operaciones psicológicas.
 ¿Puede hacerse algo contra esta matriz? Quien sufre este tipo de ataques debe analizar críticamente la forma de desenmascararlos: mostrar las verdaderas imágenes y repetir incesantemente el mensaje de la verdad. No se trata de mostrar o demostrar razones pues quienes han caído en este estado de encantamiento ideológico no son capaces de discernir argumentos sino de dejarse conducir por sus emociones y espiritualidades sutilmente manipuladas. Esto fue demostrado brillantemente por Wilhelm Reich en Psicología de las masas del fascismo: "Los discursos nacionalsocialistas de propaganda se caracterizaban por hacer hábiles llamadas a los sentimientos de los individuos integrados en la masa y por la renuncia, en la medida de lo posible, a toda argumentación objetiva. En repetidas ocasiones subraya Hitler en su obra MeinKampf ("Mi lucha") que la buena táctica en materia de psicología de masas reside en renunciar a toda argumentación y en presentar a las masas solamente "la gran meta final".
No se trata de renunciar al nivel de la argumentación. El reto es incorporar esos otros elementos estructurales de lo psicológico, como lo emocional y lo espiritual, pues sobre estos es que está sostenida la guerra psicológica implementada contra Venezuela. Ello implica crear mejores formas de comunicación social a nivel interno y externo, con la presencia de psicólogos expertos en el tratamiento de montajes emocionales y espirituales, lo cual incluye edición impresa, presencia constante en canales públicos y privados de televisión, ofensivas comunicativas en redes sociales y, de ser posible, adquisición de canales propios –como Telesur– para la educación y concientización política. Un reto urgente para este tipo de gobiernos. Al observar con atención los discursos de la llamada oposición en la mesa de diálogo para la paz (abril 10/2014), puede verse que allí no había un alto nivel de argumentación sino más bien un desborde emocional que pasaba de la risa irónica y burlona a las miradas de odio y desprecio hacia los representantes legítimos del gobierno. Incluso estrategias bien diseñadas, como llamar por el nombre al presidente Maduro, tal como lo hizo Capriles, busca dejar una imagen de buen hombre, respetuoso y confianzudo que no sería capaz de pensar en hacerle daño a nadie. Ese nivel sutil de la gps es el que penetra profundamente en la estructura ideoafectiva de la masa. Es en estos momentos en los que la Psicología puede hacer sus verdaderas apuestas ético-políticas por la verdad histórica. El papel de psicólogos, psiquiatras y otros especialistas no puede permanecer funcional a la guerra, la tortura y la polarización psicosocial. Nuestro proceder tiene que servir a la sociedad en pleno sin someterse a las pequeñas élites que históricamente han sometido pueblos a crueles condiciones de existencia material, psicológica y espiritual. La gran misión de psicólogos por la verdad puede ser una forma de concreción de este ideal humanista.
Édgar Barrero Cuellar
Psicólogo Social, Magíster en Filosofía.
 1 Disponible en: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=81736&titular=operaciones-psicol%F3gicas-contra-venezuela%3A-washington-y-su-guerra-contra-la-revoluci%F3n-bolivariana
2 En el libro "Por las sendas del ubérrimo" de Iván Cepeda y Alirio Uribe, están documentadas las oscuras relaciones de Álvaro Uribe Vélez con la estructura paramilitar colombiana, narcotraficantes y hasta delincuencia común. Allí se habla de "276 denuncias radicadas ante la Comisión de Investigación y acusación de la Cámara de Representantes que comprometen al expresidente Álvaro Uribe" (p.196).
3 Disponible en http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2014/02/18/opositores-desafian-al-gobierno-venezolano-con-marcha-sin-autorizacion-5676.html
4 Disponible en: http://albaciudad.org/wp/index.php/2014/04/conozca-los-26-fallecidos-a-un-mes-del-inicio-de-las-protestas-opositoras-la-gran-mayoria-son-victimas-de-las-barricadas/
5 Disponible en: http://www.correodelorinoco.gob.ve/politica/excelente-respuesta-senadora-brasilena-vanessa-grazziotin-a-maria-corina-machado-%E2%80%9Csu-video-es-un-montaje-grotesco%E2%80%9D/
6 Disponible en: http://www.telesurtv.net/articulos/2014/03/12/defensora-del-pueblo-denuncio-campana-mediatica-contra-venezuela-en-la-onu-5431.html
7 Esta forma de proceder está suficientemente documentado en el trabajo periodístico de Ángel Palacios denominado "Puente Llaguno: claves de una masacre", disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=fkrAI72ct-I
8 Ver: http://www.avn.info.ve/contenido/yahoo-caracol-naci%C3%B3n-y-nt24-manipulan-palabras-nicol%C3%A1s-maduro-sobre-capitalistas-que-roban
9 Si se desea profundizar en este aspecto de la guerra psicológica se puede consultar el libro "De los pájaros azules a las águilas negras: estética de lo atroz. Psicohistoria del conflicto armado en Colombia", de Edgar Barrero Cuellar, editado por el Fondo Editorial Cátedra Libre en 2011, Bogotá-Colombia.
10 Sacerdote Pedro Freites. Palabras pronunciadas en la celebración de la misa en la Parroquia Santa Clara (Bogotá) el 30 de marzo de 2014. A esta misa asistió el candidato uribista Oscar Iván Zuluaga y la senadora Tania Vega, esposa del Coronel Luis Alfonso Plazas Vega, condenado a 30 años por el delito de desaparición forzada en el holocausto del Palacio de Justicia en 1985.
11 Franz Hinkelammert. El asalto al poder mundial y la violencia sagrada del Imperio. San José de Costa Rica, Editorial Departamento Ecuménico de Investigaciones (DEI), 2003.